Encarcelados en un mundo donde fueron programados para vivir. Para servir a los humanos que hicieron su creación. Los hombres arrasaron con todas las mujeres del planeta convirtiendo un nuevo mundo en solo la raza masculina. No hay diferencia de géneros, se han convertido en uno solo. Prostitución, luchas, tecnología avanzada, nuevas jerarquías… Caballeros, bienvenidos al paraíso…

Homines Hortum.



BITE ME, BABY







Conectarse

Recuperar mi contraseña








¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 44 el Miér Jul 19, 2017 2:21 am.







Últimos temas
» Saint Seiya Gold Myth
Lun Jun 29, 2015 10:51 am por Invitado

» Limpieza de afiliados
Miér Abr 01, 2015 8:58 pm por Invitado

» What's Up!? The Rules—
Lun Feb 16, 2015 9:15 pm por Kyochi Kokonose

» khanes of war (Afiliacion Elite)
Dom Oct 26, 2014 11:21 am por Invitado

» Lyurand Terris [Normal]
Sáb Sep 13, 2014 12:50 am por Invitado

» Academia Ciaeth | Élite - Cambio de Botón
Vie Sep 05, 2014 4:52 pm por Invitado

» Pokémon Elysium ROL [Cambio de Botón]
Miér Ago 06, 2014 7:06 am por Invitado

» [Re-apertura] Gizem - Normal [cambio de botón]
Jue Jul 17, 2014 10:26 pm por Invitado

» { Spectra Entertainment —Hermana [YAOI]
Mar Jul 08, 2014 4:16 pm por Gintoki “Grim” V. Sakata














MÁSTER TENNEN PAAMA
GINTOKI "GRIM" V. SAKATA
PERFIL - MP
TÚ OXÍGENADO ADMIN
VICTOR K. MOONSPELL
PERFIL - MP
ADMIN
BUSCANDO UN AMOR
PERFIL - MP







SOULMATE

GOLD


pandoralovers
SILVER

Academy Dark Wind

Pulse
Crear
Hatfield Universitiy
 
OnatabanaCrear foro
Bleach: Shadow Of Seireitei
Danger Clan
Infection Rol
OPPUGNO THE LIGHTS
Shinobi Wish Nova Orbis
Souls & Swords
Falthirien[k]ing Project
Sword Art Online (SAO) photo 3535_zps8cc7883a.gif
 photo 40x40-1.pngStanford University
London City RPG

Forbidden City

kuroshitsuji RolKiefer University

Game of Thrones
 Teen Titans New Generation
 Pokémon Soul

Baltofans-vocaloid
Shaman King Fukkatsu RolGakuen Shingetsu Rol
Pandora: Shin Seiki
League of Legends Rol
HOLYWELL CITY RPG

School Codes
Survival PokerCrear foroSG

Ciudad Hino [
Human DesireHell Guns RolDS
School of devil Wayi
BRONZE


DIRECTORIO





TOP

Shiki Topsite!
Vote for Homines Hortum at Top Site List PlanetOnigroup Top List
Vera's Tales TopsiteKuroi Bara Top List
 Wonderful Nightmare Top Site


BLOG'S

Forbidden Paradise
Mangas YaoiMangas Yaoi








PRÓXIMAMENTE







Este skin ha sido diseñado en su totalidad para el foro Reckless University, por su web máster Swag “Swaggie” X. McCoy, la cual fue muy amable en cedernos la totalidad del diseño para poder editarlo a nuestro gusto. la edición; el color, la historia y totalmente su administración es para el Staff de Homines Hortum; el cual no tiene ninguna objeción si alguna de las imágenes editadas que han de ver les guste y puedan tomarlas con el permitido crédito; cualquier plagio está completamente prohibido. El widget de Staff ha sido obra de Ramona de osc. Gracias por su tutoría de ayuda.
El contenido es obra de la administración de #Homines Hortum. Idea original basada del foro #Hortus Deroum el cual el administrador principal obtuvo el permiso de editar la historia y ambientarla de una manera diferente a la original. El foro quedo en estado inactivo. Idea original de #Oriana Ojeda, Ideas editadas y parte de la originalidad de #Gintoki “Grim” V. Sakata #. Diseño grafico realizado por #Gintoki “Grim” V. Sakata. Todas las tablillas son propiedad del #Staff de Homines Hortum. La originalidad es lo que llama la atención, no plagies. Se educado.


credits.
pictures: © zerochan, deviantart & we♥it
skin: © Reckless University
lyrics: © Gintoki “Grim” V. Sakata
© -



♥ Homines "Yaoi" Hortum




Inextinguishable Flames [ Orion ]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Inextinguishable Flames [ Orion ]

Mensaje por Kaede Sumizome el Lun Feb 03, 2014 8:33 pm


inextinguishable flames

 
Orion | Hortus Deorum - Nocturna

La titánica ciudad se postraba a sus pies. No era la primera vez que visitaba la ciudad central, no él país central del mundo actual; aquel mundo gobernado por UT que luego de casi un millón de años pudo tomar. Inhalo con cantidad, el aire impregnado en todas las personas a su alrededor, su altura en si llamaba la atención de muchos, su cabello, él cual se movía por el viento tomaba su propio rumbo. Sin embargo, las calles de la ciudad, aquellas hectáreas de callejones & pasillos misteriosos por la noche gobernaba en su totalidad, era la primera vez en toda su vida; que llegaba a una ciudad sin trabajo. Maldijo por lo bajo un par de veces, la última vez que se recordaba sin trabajo era hace exactamente dos horas donde termino renunciando de cuidar al ídolo que todos ahora conocen como Ruka, ignora el hecho si sigue buscando un manager o simplemente renuncio por completo a su carrera. Kaede, no le interesa alguna ambigüedad prolongada por sus clientes pasados, pero tampoco es que los deje a la deriva totalmente. Él le encuentra a alguien capacitado y el nuevo manager tiene que encargarse de todo. Bueno, tampoco es que sea tan malo de dejar todos los programas difíciles en sus nuevas víctimas, sin embargo, nada divertido surge de la nada.
Entro con tranquilidad a su nuevo hotel, aquel en donde pasaría la noche. Saco su celular, sabiendo perfectamente a quien llamar y la razón:

¡Oe!, me encuentro en Hortus… escuche que estas de niñero. Vamos por unas copas. Kae.

No necesitó dar más razones del asunto, no quería pensar en ello hasta la noche, recibió un mensaje de respuesta sacando su computadora para encontrar la localización de aquel lugar, Hortus era demasiado grande para él, y le daba pereza tener que memorizarla las veces que había llegado. Se levanto quitándose el traje que portaba, tirándolo en la cama 5:00 de la tarde, marcaba el reloj, su celular como siempre tenía 10 minutos atrasados para poder llegar a tiempo a todas sus citas, ya de por si era un extraño modelo 4:50 de la tarde, el reloj de la portátil marcaba las 5:10 de la tarde, por lo cual ni él mismo sabía cuál era la verdadera hora.  
Tampoco, es que me interese tanto, pensó. Escuchaba las noticias en la radio: ¡Esto es sorprendente! ¡El devorador de ídolos la ha vuelto a hacer! Ahora ¿Qué hará el ídolo famoso Ruka con su carrera? se observo al espejo del hotel, hundiéndose en la tina con bastante molestia —. Tengo nombre… ¿Os sabéis? —hablar con ambigüedad ya era una costumbre de él, las noticias alrededor de varios canales era la misma. ¿Es que acaso no suelen hablar de otra cosa antes de las 6:00 de la tarde?
Saco la ropa de su maleta, una que se encontraba ordenada primero que las demás. Una camisa manga larga de color negro, un pantalón largo del mismo color y zapatos negros. Remango un poco la camisa, abriendo los primeros botones, seco su cabello viéndose al espejo y lanzo un suspiro de sus labios. Tiene suficiente dinero para soportar por lo menos 4 meses sin trabajo, sin embargo, no estaba tan divertido como para ignorarlo, iba a ser de nuevo la lluvia de contratos, las entrevistas de porque abandono a un ídolo que se encontraba en la fama & luego la lluvia de cartas de muerte de los fans a los cuales amaban a su estrella porque por culpa de él, fracasaron. Algo sin importancia, debería comprar una casa en el campo, alejarse totalmente del mundo, y esconderse en un caparazón de tortuga.
No, no. Todavía no ha disfrutado por completo de la vida —se recordó.
Estiro sus manos saliendo de la habitación, con dinero dispuesto a gastárselo esa noche & la llave de la habitación, camino por los pasillos de aquel hotel, sus manos guardada en los bolsillos, sonriendo a quien sea que se acercara. Levanto su celular observando la pantalla, el nombre del lugar & recordando donde le había visto en el Hoogle Map’s —si Hoogle —.
Las calles en sí, eran cansinas. Sobre todo cuando la puesta de sol hace tiempo se había ocultado & la noche se hacía presente, no recordaba la última vez que había ido a tomarse algunos tragos para quitar el estrés de encima. Movió su cuello un par de veces sintiendo una comodidad profunda. Nocturna, era tal & como le esperaba. Entro con la autorización del vigilante, sus pasos eran seguros & la gente dentro del lugar no era para nada un modelo a seguir. Se sentó en una de las sillas delante de la barra estirando su mano —. ¿Se le ofrece algo? —pregunto uno de los barman acercándose —. Sí, tráeme El zombie —pidió —más bien ordeno—, el hombre le miro levantando una ceja, usualmente era uno de los tragos más fuertes que había.  El hombre se dio la vuelta listo para prepararlo, en lo que Kaede sacaba un cigarrillo colocándolo en la punta de sus labios, dejando que una calada saliese de estos.


Spoiler:
http://i.imgur.com/kCW6QwM.jpg <-- & Así, viste Kae-chan~


avatar
Kaede Sumizome
Demonio
Demonio

Mensajes : 26
Fecha de nacimiento : 02/11/1991
Fecha de inscripción : 02/02/2014
Edad : 25
Localización : —Junto a Rintarou-kun~

Volver arriba Ir abajo

Re: Inextinguishable Flames [ Orion ]

Mensaje por Invitado el Lun Feb 03, 2014 10:56 pm

La última semana había sido...totalmente fuera de control, al menos dentro de las paredes del departamento donde residía con Natalie y desde hace una semana atrás también con Daichi. Su pupilo se comportaba correctamente y por suerte había comenzado con el pie derecho en el nuevo establecimiento en el que le había inscrito y aunque no hablaban mucho, ya le había dicho que le buscara si ocurría algo o si llegaba a necesitar algo, pero ese no era el problema —que le había llevado a consumir al menos una caja de cigarrillos al día— no, no, era que como desde el principio, la relación de Natalie y Daichi no había mejorado para nada en ese tiempo por lo que había tratado de que se vieran lo menos posible (viendo que no parecían siquiera pensar en conversar o pensar en intentar llevar una relación algo mejor). Un suspiro había escapado de sus labios y justo cuando se aprestaba para ir a tomar una ducha luego de volver del centro con Daichi desde sus clases de canto, su teléfono vibro y al mirar la pantalla, se encontró con un mensaje de un remitente con el que desde hace mucho que no se encontraba, lo mismo le sorprendió. Su ceja derecha emitió un fuerte tic al ser llamado "niñera", pero pronto dejó aquello para contestar el mensaje con una negativa...aunque tras pensárselo por un momento, Natalie era mayor de edad, por lo que Daichi no quedaría solo y supuso que dejarlos pasar algo de tiempo juntos no les caería nada de mal, aunque sabía que allí había una buena cantidad de sarcasmo acumulado. Sus dedos se movieron veloces por sobre el teclado y finalmente mandó el mensaje.

Orion escribió:"Tutor no es igual a niñero. De acuerdo, ve al Nocturna, nos veremos ahí. Tohru"

No le diría a Natalie. Pero si había alguien más que le llamara por su nombre en aquél basto mundo, era aquél demonio lujurioso con el que muy de vez en cuando solía encontrarse para abandonar un poco el trabajo. De momento no dijo nada ni a Natalie ni a Daichi, tomó un baño para relajarse y se calzó algo más cómodo con lo que salir, después de todo el Nocturna no era un lugar como para ir de traje —o no al menos si no quería llamar la atención— y aunque el local le provocaba algo de desconfianza luego de lo sucedido en el concierto de Noiz, era el único sitio que conocía y donde podía imaginarse que los gustos alcohólicos de Kaede podrían ser apaciguados. Finalmente y ya listo tomó las llaves, su móvil y su billetera. No hubo palabras para los dos rubios hasta que llegó a la puerta. Evitó los ojos de Nate y cuando abrió la puerta se giró hacia ellos: —Solo...no se maten ¿sí? —No había sonrisa en su rostro, sino una clara expresión de estar hablando en serio. —Volveré tarde así que de momento, Natalie es el adulto a cargo. —Y le dio una significativa mirada esta vez a su pareja para que comprendiera que confiaba en él así como esperaba que esa misma confianza fuera recíproca. —Bien, entonces, nos vemos. —Y con aquello, la puerta se cerró detrás de su figura, dejando así en casa a los dos rubios por los que ahora velaba en el camino de la música y hacia el estrellato.

Bajó al primer piso y tomó posición dentro de su coche. Y aunque lo negara, luego de salir de aquél lugar, sintió un pequeño peso por dejarlos solos, pero era cierto lo que le había dicho a Kaede, no era un niñero y dentro de todo, sabía que debía enseñarle a esos dos a responder por sus actos y a que cuidasen de sí mismos. Asintiendo ante ese pensamiento, decidió liberar su mente. Condujo hacia el Nocturna y al cabo de unos minutos estuvo allí. El local por fuera parecía lleno de vida como siempre, jóvenes y adultos salían y entraban del mismo con encendidas sonrisas en sus rostros. Lo difícil de acudir a ese tipo de locales era justamente pasar desapercibido, pero entre todo el barullo armado esperaba no tener que lidiar con problemas de más.
Siendo que ya había pasado a los guardias se adentró en el lugar y fue recibido por la música y el aroma a alcohol que intoxicaba el aire. Las luces parpadeaban en todas direcciones y a un lado los cuerpos se mecían al son de una estridente canción. Por suerte encontrar a Kaede no era problema porque siempre que se encontraban el otro acudía cerca de un mismo sitio. El vástago tomó dirección hacia el bar y al pasar por el lado de varios grupos de personas, tal y como pensó, pudo ver la amplia espalda del demonio. Debía admitir que encontrarse con alguien "familiar" a veces era ciertamente reconfortante. Aunque la idea de familia entre vampiros y demonios era una completa estupidez, lo único que podían tener en común era que habían sido creados por la mano de UT. —¿Así que otra vez dejas a una pobre alma caer al abismo? —La pregunta salió de entre sus labios al tiempo que tomaba asiento en el puesto del lado derecho de donde se encontraba el demonio. Uno de los barmans se giró inmediatamente hacia donde él y pidió un "Lyme", un trago con un aspecto azulado que bien frío era una de las bebidas favoritas del azabache. Por supuesto que mientras conducía se había encontrado con el chisme en más de una radio. Era curioso cómo podían tener algo como aquello en común, pero dentro de "aquello" que tenían en común, también habían diferencias. Tohru nunca se quedaba con un mismo artista por mucho tiempo, solo los dejaba probar las estrellas antes de dejarlos por su cuenta, aunque no era su intención de que cayeran, sino el simple hecho de volver a repetir el ciclo con otro artista y así una y otra vez, en cambio aquél hombre...era claro que había algo de malicia en su haber, pero lo mismo le era algo divertido al vástago.

Aun así no pudo evitar sonreír y murmurar hacia el demonio: —Uno de estos días un humano te atrapará y terminaras enredado en tus propias redes. —Por suerte entre ellos se podían decir cosas sin tapujos y por experiencia propia podía admitir que andaban humanos "peligrosos" al asecho de tipos confianzudos como él o como Kaede, tipos que nunca se hubieran dejado arrastrar por sentimientos de ningún tipo hacia una relación.

Ropa de Tohru:
http://i.imgur.com/41Mvdwb.jpg (pero con la camisa abrochada D:)
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Inextinguishable Flames [ Orion ]

Mensaje por Kaede Sumizome el Lun Feb 03, 2014 11:51 pm

La presencia ajena no le incomodaba para nada. Se conocían desde hace bastantes años e incluso siempre habían sido compañeros de copas solamente para liberar el estrés que tenían al vivir constantemente en disgusto con la competencia que había entre sus razas diferenciadas. Un demonio & un vampiro bebiendo juntos, no se había visto con tanta naturalidad desde que ellos dos comenzaron a salir, sin embargo, no era que la presencia e intimidación de UT fuese por algo indiferente. Tohru de ciertamente manera le caía mejor que nadie, sincero, entre ellos podrían liberar un estrés que otras personas no lo hacían. Quitarse algo de peso, combatiendo entre los propios pensamientos, era algo que las dos criaturas tenían en común. Claro, como todo buen amigo, él era diferente. La forma en la que se hacía cargo de un artista era verlo crecer, el trabajo de Tohru era impresionante, estaba a la par con Kaede, con la simple diferencia: De que no era él devorador de Ídolos, el trabajo suyo era perfecto, los artistas que siempre trabajaban con él se volvían totalmente dependientes de su forma de trabajar, parecía más bien una maldición, monopolizadores, que intentaban llevar al manager a otro nivel & todos terminaban completamente iguales destruidos por el propio hombre. La copa fue colocada delante de él, observo su color anaranjado, casi llegando a un carmín puro. Aquel color que le traía totalmente nostalgia de una vida antes de aferrarse a las costumbres humanas. ¿Ya no era así?, claro; olvidaba que ahora eran Numan, seres superiores a las creaciones de la omnipresencia pura. Prohibido pensar en su nombre o en su apodo.
Estiro su mano, pasando delicadamente sus dedos por debajo del borde del vaso, sus labios se abrieron colocando el borde de la copa en sus labios bebiendo un trago —amante nato del alcohol—, después de todo el demonio de la lujuria debía tener a su cargo muchos puntos a su favor. Deslizo la copa un par de veces alrededor de su rostro, el barman que limpiaba los vasos le observaba como si le conociera, su mirada era profunda pero a la vez analítica —. ¿Algo de lo que quiera hablar señor? —pregunto, Kaede levanto el rostro al igual que levantaba una ceja, totalmente interesado en la proposición ajena —. Muchos de nuestros clientes vienen precisamente aquí a ahogar sus penas. Adelante, no hay nada de lo que arrepentirse —bebió un poco de la copa colocándola delante de sus narices, delineo su dedo por el borde de ella, observando al barman —. De la única pena que me puedo arrepentir, fue llamar tu atención. Vamos deja de hablar, no estoy aquí para perder mi tiempo conversando contigo —el hombre se dio la vuelta, Kaede se estiro dejando que el liquido de la copa se vaciara por completo por su garganta, un gran cóctel se acabo de un momento a otro, era de esperarse.
Levanto su rostro, y una ligera carcajada escapo de sus labios, no tuvo la necesidad de girar la cara, tampoco de mirar de reojo, con solo él olor & la sola presencia sabía perfectamente de quien se trataba. Quito el cigarrillo de sus labios, dejando que él humo fuese liberado por él, ahora no era Ich Will de Rammstein que se escuchaba de fondo, ahora era Mein Teil quien consiguió la copa de oro por colocarse en esos momentos. La ceniza de su cigarrillo cayó dentro del cenicero, en lo que sus labios poco a poco se abrían para contestar —. No sé qué es lo que has escuchado. Pero ese mocoso no es ni una sola pobre alma, & si va a caer en el vacio no ha sido mi culpa. Lo prepare bastante bien, que se haya vuelto insoportable ha sido su propio destino —calo aquel menester de los dioses, delineándole por sus labios.
No es que también le gustase ver a sus artistas caer. Le era divertido ver los experimentos que hacía con las personas a su alrededor, pero poco a poco se convertían totalmente dependientes de él, era como si se enamoraran de su persona y lo acapararan para todo. Kaede odiaba las órdenes de los demás, le hacían hervir la sangre, sobre todo si la mayoría eran niños mimados. De tan solo escuchar en su oído la fama de Ruka gracias a su gran voz, todo cambiaria si el abría la boca. Pero estaba en su contrato como manager, no abrir la boca aunque deje a sus artistas a la deriva. Claro, nunca dejaba a ningún buen artista sin alguien capaz, sin embargo, ellos mismos caían. Se enamoran del demonio & caen en su juego sin duda, no era su culpa. Era de esos idiotas.
Río, plantando una sola sonrisa en sus labios —. Eso se escucha interesante, Tohru. Sin embargo, no tanto para llamar por total mi atención; la mayoría comienza de esa manera y a los pocos meses termina como los demás, bajo mis sabanas y sin pronunciar algo que me llegue a excitar por completo —otro vaso fue puesto delante de sus narices, le tomo bebiendo tan solo un poco. Giro el rostro hacia donde estaba su amigo con una sonrisa burlona —. Tienes ojeras bajo los ojos, pareces cansado. ¿Has trabajado duro como niñera? No, me he equivocado, es Tutor… no sé como soportas a dos —pregunto girando el rostro —. Joder, es la primera vez que vengo a Hortus sin trabajo… nunca me he sentido más aburrido en mi vida —estiro su mano hasta tomar su cigarrillo colocándolo en la punta de sus labios.


avatar
Kaede Sumizome
Demonio
Demonio

Mensajes : 26
Fecha de nacimiento : 02/11/1991
Fecha de inscripción : 02/02/2014
Edad : 25
Localización : —Junto a Rintarou-kun~

Volver arriba Ir abajo

Re: Inextinguishable Flames [ Orion ]

Mensaje por Invitado el Jue Feb 06, 2014 7:22 pm

Llevó el vaso hasta la comisura de sus labios y bebió algo del líquido azulado, el mismo resultó estar frío y en la perfecta medida de lo dulce. Luego el mismo vaso volvió a tocar la superficie de la barra. Lo cierto es que luego de acostumbrarse a los "mimos" de un manager, era muy difícil cambiar el estilo de trabajo, Kaede debía ser consciente de eso, así como del buen trabajo que hacía, tanto como para mal acostumbrar a sus representados y llevarles con los ojos vendados mientras les tomaba de la mano; el mundo resultaba verse muy distinto cuando les destapaban los ojos y su apoyo se desvanecía. Niños idiotas, realmente se condenaban solos al caer bajo los caprichos del demonio. Pero ciertamente él no podía juzgar a Kaoru, después de todo, habían estado jugando a algo similar, aunque Tohru no era Kaoru y seguramente le faltaría mucho por vivir para convertirse en alguien con la mentalidad de aquél, de hecho, algunas veces aún no sabía bien en lo que aquél pensaba, pero así estaba bien, prefería que aquellas barreras invisibles entre ambos se mantuvieran en aquél lugar hasta que las mismas cayeran por su propio peso. Apoyo esta vez un codo sobre la mesa y dejó caer su mentón sobre la palma de la mano. —¿Eh? Eso no suena muy divertido. —Las palabras salieron cansadas de entre sus labios. Lo cierto es que le aburrían los artistas que se dejaban tan fácilmente a sus encantos y sus dotes naturales de manipulación —que no tenían nada que ver con sus habilidades de raza—, por lo mismo era que terminaba abandonándolos al poco tiempo después de cumplir las metas con aquellos. Lo cierto era que el único que se había atrevido a retarlo desde un comienzo había sido el blondo con el que ahora pasaba sus días. Era lo más excitante que le había ocurrido hasta ahora...alguien que no le sonriera tan libremente, alguien que no se dejara manipular y moldear por él.

Su cien apenas se arrugó al escuchar al otro llamarle "niñera" nuevamente, aunque al éste arrepentirse, simplemente suspiró. No pensaba que fuera posible que alguien como él tuviera ojeras, después de todo, estaba acostumbrado a pasar días sin dormir, aunque quizá, las mismas no fueran a causa del sueño, no, realmente no tenía idea de porqué estaban ellas ahí, arruinando su perfecta apariencia. Sus orbes carmines se apartaron del rostro de Kaoru para mirar hacia la larga fila de botellas alineadas frente a él. —Quizá deberías encontrar pronto a alguien con el que volver a empezar. Esta ciudad no es tan entretenida como Patriam —Y sonrió hacia el otro antes de continuar. —Pero es seguro que hallarás alguna cara bonita con la que trabajar, después de todo, aquí las escuelas de talentos parecen crecer hasta por los árboles. —Hasta entonces había preferido evitar el tema de contestar por su cansancio, pero entonces y luego de beber otro poco de su trago, decidió responder al comentario de Kaede. —No es la primera vez que estoy en un mismo lugar con dos personas. —Tohru llevó un dedo hasta el borde de su vaso y paseó el dedo índice por el contorno de mismo mientras continuaba hablando. —He convivido hasta con cinco en un mismo lugar, pero la diferencia es que ellos habían elegido el estar juntos, en cambio estos dos lo están porque yo lo impuse. —Y quizá podía llegar a pensar que se había equivocado en llevar a vivir a Daichi con él, pero tampoco era como si pudiese dejar solo a Natalie, después de todo, eran pareja y conociéndolo, seguramente se sentiría dolido si le prestaba más atención a Daichi.

Una leve risita escapó de entre los labios de Tohru. —Es curioso como después de tantos años en el negocio, puede algo así hacer que me salgan ojeras. —Era gracioso realmente. No estaba acostumbrado a nada de lo que estaba viviendo ahora, y con aquello se refería, a ser tutor...y a estar enamorado. —En fin. Realmente no quiero seguir hablando de mí, se supone que tú me invitaste, así que hablemos de ti...¿No tienes tu mira sobre nadie nuevo? —Y realmente no quería seguirle dando vueltas al tema que le había llevado a salir de casa por un rato, así que lo mejor sería prestarle atención a lo que Kaoru tuviera para decirle, hablar de trabajo siempre le ponía de buenas, más cuando se trataba de aquél demonio; Tohru lo respetaba de alguna forma, aunque nunca jamás ni en ningún sueño estúpido se lo diría, pero era porque a Kaede nada parecía desequilibrarlo que le respetaba.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Inextinguishable Flames [ Orion ]

Mensaje por Kaede Sumizome el Jue Feb 06, 2014 9:07 pm

Su vista ni siquiera se dirigía hacia su acompañante, se encontraba hacia aquellas botellas alineadas delante de él. El lugar sin duda tenía su toque, entre moderno & antiguo. Sobre todo, porque la parte del bar estaba hecho de una madera de cobre que resplandecía en belleza subterránea, como si el lugar en si estuviera bañado en secretos. La madera, no solamente absorbía la sangre para su crecimiento, si no que era incluso mucho más fácil de bañarse, las baldosas del lugar le daban un aspecto rustico. La fila de botellas, le daba elegancia, al igual que los bármanes que trabajaban en ese lugar entretenían a la vista del cliente —si no abrían la boca—, dejo que el cigarrillo quemara totalmente su garganta, al igual que el trago —caliente—, que estaba bebiendo. Entendía más que nadie la forma de su trabajo, y lo fácil que era controlar a los chicos con sus caprichos, pero todo tenía un límite. Ellos lo rompían, monopolizarlo no estaba en su diccionario, se convertían en una misma molestia: “Sabes, decir eso, es realmente molesto” & hasta ahí, acababa la armonía entre el manager & su ídolo. Las manos de Kaede se ensuciaban de nuevo en lágrimas y veía caer desde lo más alto a sus artistas. Entre más arriba estén, más fácil es la caída ¿Qué le doliera que alguno de ellos cayeran? Podría decir que si en una entrevista, pero lo cierto es que ninguno le importaba. Si realmente sintiera algo por ellos, no los abandonaría. Sin embargo, monopolizarle a él, era un sueño que todos los humanos iban a tener por el resto de sus vidas. No lo consiguió UT, que siguiera trabajando bajo su cargo, ahora lo haría un humano, alguien que puede morir. Bebió un poco, soltando una ligera carcajada de sus labios, acompañada de sus propias melodías —. Sí, no es para nada divertido —completo. No había algo totalmente interesante que le llamara la atención, alguien a quien manipular desde la punta de su cabello hasta la última mugre de su pie, poder marcarlo con sus labios & disfrutar totalmente de sus expresiones, una investigación; siempre estaba experimentando con todas las personas, sin embargo, era como un caso perdido.
Le escucho, dejando que una calada de sus labios saliese aquel humo que había estado acumulando desde hace bastante tiempo, con un suspiro fue saliendo de su garganta, quemando toda esta, dándole una sensación de placer. Sus ojos entrecerrados, casi cerrados mirando fijamente el vaso que yacía en sus manos. Encontrar a alguien, no iba a ser difícil. Lo problemático, era él lugar donde se encontraba, las pequeñas empresas contrataban a manager que iban apareciendo & se iban haciendo poco a poco grandes dependiendo de sus trabajos, pero se encontraba en la capital. No iba a ser lo mismo, tenía que hacer contrato con una empresa de entretenimiento & el mismo contrato le asignaban a alguien —. cet endroit est si problématique —lo era, totalmente. De eso estaba seguro, y su compañero de tragos, Tohru debía pensar lo mismo. Le observo, ampliando una sonrisa —. Eso lo sé. Después de todo, comenzamos como tutores personales, de futuras estrellasY todavía lo sigo siendo, pero no como antes quiso agregar, pero guardo silencio. Escuchando lo que estaba diciendo, el trago volvió a quemar su garganta, el humo frío que se comenzaba acumular en aquel lugar salió de sus labios, junto al propio olor de la nicotina, su cuerpo la asimilaba bastante rápido —. Lo que quiere decir, que estas saliendo con alguno de los dos. ¿Quién es? —Kaede guardo silencio, soltando una pequeña risa de sus labios —. ¿Noiz? Era su nombre. Aquel cantante —le observo de reojo, al ver sus reacciones. Tohru tenía nula de ellas, sin embargo, le había causado bastante interés aquella conclusión en la que había llevado. No se aferraba tanto a alguien, e imponer algo a otra persona, era porque salía con alguno de los dos & no quería colocar celoso a su pareja.
. No —directo al grano—. He venido a esta ciudad sin pensar ni una sola vez, en quien puede ser el próximo en estar en mis manos. Es una mierda, sobretodo en esta ciudad —coloco de nuevo el cigarrillo en sus labios frunciendo un poco el ceño. Que molesto, realmente le daba mala espina todo esto. Coloco la copa en la barra girando poco su cuerpo —. No hay ni un solo ídolo que me llame la atención, la ultima vez he tenido a Ruka en mi cargo; ese niño con la fama que tiene ahora seguramente llenara de sucios pensamientos a la mayoría de ídolos fuera de los que ya están dentro de una entidad de entretenimiento. Odio decirlo, pero haberle dejado a él fue una mala idea —coloco una mano en su mejilla, suspirando —, es como si me estuvieran empujando hasta hacer un contrato seguro con alguna de las empresas de Hortus —& esa idea, de alguna manera no le gustaba.


avatar
Kaede Sumizome
Demonio
Demonio

Mensajes : 26
Fecha de nacimiento : 02/11/1991
Fecha de inscripción : 02/02/2014
Edad : 25
Localización : —Junto a Rintarou-kun~

Volver arriba Ir abajo

Re: Inextinguishable Flames [ Orion ]

Mensaje por Invitado el Sáb Feb 08, 2014 6:08 pm

Uno de sus orbes emitió un ligero tic en cuanto la pregunta de Kaede le golpeó en un costado. Demasiado obvio por supuesto, después de todo, Natalie no era lo suficientemente infantil como para que temiera dejarle solo, entonces, la única razón posible para que tuviera a aquellos dos bajo el mismo techo, era que no podía abandonar a su pupilo y mucho menos a su pareja. El azabache no respondió y su gesto tampoco se torció en ninguna otra clase de gesto, sin embargo, sentía la garganta seca y por lo mismo volvió a beber algo del contenido de su vaso. Seguramente Kaede se daría cuenta solo de que había dado en el clavo y es que, fuera del pequeño círculo de personas conocidas —que no tenían nada que ver con sus contactos en el mundo de la música— que poseía, no solía mostrar muchas expresiones y la mayoría lo consideraba un hombre quizá algo frío pero encantador al mismo tiempo, sin embargo con Kaede pasaba algo extraño, como si aquél pudiera leer las expresiones que no existían, Tohru no entendía muy bien cómo funcionaba aquello, pero lo cierto era que muchas veces había agradecido que el otro se diera cuanta por si solo porque le evitaba tener que hablar, aunque muchas otras veces aquello había sido un problema que nunca conseguía sacarle de quicio. Tal vez Tohru debía aceptar que aquél hombre incluso influía de alguna forma entre los de su propia especie, aunque no de una forma tan fuerte como sobre los humanos, aunque el vástago no creía que fuera a causa de eso que había terminado teniendo esta clase de salidas "after-hour" con el demonio.

Sonrió al escuchar las nuevas palabras del demonio. Parecía que era temporada de malas ideas, o al menos lo era para ellos dos. El vástago extrajo una pequeña caja metálica de dentro de uno de los bolsillos de su chaqueta y de allí, pronto tomó un cigarrillo que apoyo sobre la comisura de sus labios. Tanteó luego los bolsillos de su pantalón, aunque le costó un poco el dar con el encendedor. Ahora que lo pensaba, había estado fumando mucho más fuera de casa que dentro de la misma últimamente y aquello se debía a que Daichi no soportaba el olor a tabaco. Al final terminó suspirando antes de llevar el encendedor hasta la punta del cigarrillo para finalmente prender el mismo. Tohru dio una larga calada antes de expulsar el aire y solo entonces volvió a hablar. —Lo cierto es que puedes estar buscando mal. Ya vez que encontré a mi ahijado en un orfanato, el muchacho no recuerda mucho de su pasado, pero estoy seguro de que llegará a ser alguien con el suficiente talento como para poder hacerle frente a Ruka o a Noiz. —Y aunque otro nombre también había pasado por su cabeza, se había olvidado de aquél luego de los problemas que habían ocurrido por su culpa y que habían arrastrado también a Natalie. —Quizá deberías buscar en alguna de aquellas empresas pequeñas, nunca sábes si hallaras un idol que realmente te sorprenda. —Ah, pero entonces se le ocurrió una idea mejor y es que, ese idiota seguro llamaría demasiado la atención si se paseaba por ahí intentando dar con algo que le llamara la atención y de hecho, de solo pensarlo su rostro se oscurecía. Sí, quizá si hacía un par de llamadas telefónicas quizá pudiera dar con algo que satisficiera al "devorador de ídolos".

Alejó el cigarrillo de sus labios y ladeo su rostro solo lo suficiente como para poder observar al otro. Una sonrisa delineaba claramente sus labios. —O puedes olvidar todo lo que te dije con anterioridad y esperar hasta mañana. —Tohru entrecerró los ojos. —Quizá si hago un par de llamadas puedas dar con algo realmente interesante. —Bueno, después de todo, estaba afiliado a aquél lugar, aunque luego de que la llamada de Kevin —el ex-manager de Noiz—  llegara, no se había visto en la necesidad de tomar a un nuevo idol. Pura suerte sin duda, o eso creía él, pero lo cierto es que ya desde hace tiempo atrás que había tenido su "ojo de águila" sobre Noiz. —¿No has oído de la gente de "Idolorum"? Si no hayas algo que te interese en ese sitio, entonces comenzaré a dudar de que tus gustos sean humanamente fáciles de complacer. Ellos seguro estarán más que encantados de que quieras representar a uno de sus artistas. —Seguro si hablaba con uno de los encargados del mismo y les mencionaba a Kaede, los mismos pudiesen acordar una reunión con el mismo dentro de la semana, después de todo, cualquiera que tuviera al demonio de manager tendría las puertas abiertas a un brillante futuro. Si, esa parecía ser la mejor idea, aunque su mirada siguió fija sobre Kaede pues sabía que a este no le gustaba que le hicieran favores, aunque Tohru se las cobraría como siempre con alguna mesa dulce. —¿Entonces? ¿Qué te parece esa idea? —Y tras decir aquello volvió la atención hacia su vaso de Lyme que ya casi se terminaba.

La canción cambió y ahora sonaba Kick in the Teeth. Tohru debía admitir que tenían un buen gusto para la música en aquél lugar.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Inextinguishable Flames [ Orion ]

Mensaje por Kaede Sumizome el Sáb Feb 08, 2014 7:55 pm

No era necesaria la claridad de información que estaba diciendo el ajeno. Con tan solo observar sus acciones le hacía llegar a una conclusión. Así que el demonio amplio una sonrisa de sus labios, una bastante clara & totalmente afortunada. Entendía más que nada las emociones de su compañero, por algo era al único que llamaba para irse a beber algunos tragos mientras hablaban de su vida, no indagaban mucho en las ajenas porque se conocían lo suficiente para dar con los pensamientos ajenos. No eran tan curiosos & tampoco se daban de buenos amigos para dar consejos, directos, sin la necesidad de esconder lo que al ajeno le desagradaba. Solían decir las debilidades del ajeno para el beneficio ajeno, ni siquiera para el propio. Era cierto que Tohru podría ser un vampiro & él un demonio. Muchas criaturas se odiaban por aquellos rangos, pero esos dos podrían llevarse tan bien que se tolerarían viviendo bajo el mismo techo. Pero no, no era para nada divertido verse las caras siempre. Su relación era empujada a una amistad sin interferencias & un compañero de copas para pasar la noche, si alguno de los dos no daba con los pensamientos del ajeno eran promovidos para otra ocasión, cuando alguno de los dos tenga la necesidad de compartir sus penas con el otro. Inhalo un poco de aire de sus labios, observando el cigarrillo que se iba consumiendo poco a poco, amplio una pequeña sonrisa en estos apoyándose en la cabecera de la silla.
No era de todo malas ideas, simplemente estaban pasando por una mierda de casos que eran fácilmente difluidos como los típicos problemas humanos. Con una gran diferencia, de que ellos no eran humanos & esos típicos problemas eran una mierda para una criatura como ellos. Vástagos traídos por la vitalidad de UT para hacer imposible la vida de los humanos & que sigan con aquellos pecados. Giro su rostro hacían donde se encontraba el ajeno, Ruka de tan solo escuchar su nombre su piel se podría erizar, pero no era por cómo iba a quedar marcado su posición, realmente la voz de un ídolo solo duraba pocos meses, si caía como los demás iba a pasar más rápido que la corriente marina toxica. Dirigió una de sus manos hacia su mejilla ampliando una sonrisa —. ¿Estoy buscando donde no debo? Esa puede ser la cuestión, después de todo me fijo en los ojos de las personas, si ellos tienen aquella mirada fibrosa que me gusta; hare lo imposible para que sean míos —amplio una pequeña sonrisa, sin embargo lanzo un suspiro después No tenía la menor idea de los ídolos de Hortus siempre los evitaba. Ya que sus contratos, realmente eran una mierda —. El problema no es buscarlos en las empresas pequeñas. Si no ir a cada una de ellas, ¿Te olvidas de quien soy? —le señalo con el cigarrillo. Sin duda se estaba volviendo loco si pensaba que él iba a ir de empresa a empresa observando a todos los ídolos presentes.
Levanto una ceja, observando hacia adelante. Volvió a colocar el vaso en la punta de sus labios bebiendo. Ahí venia la parte que tampoco le gustaba. Deberle un favor a Tohru, en ocasiones era al revés, él quien hacia los favores & el ajeno era él que los pagaba. No le gustaba deber favores, pero había ocasiones en las que aceptaba que podría ser bastante interesante ver como sus favores se iban acumulando. Siempre le gusto observar a las personas acumular cada favor que le iban debiendo & luego no saber por dónde comenzar, desde empresas de talento hasta aquellos que pedían concejos para mejorar de alguna manera su vida. Pero había momentos como esos, en los cuales él debía un favor. Bueno, Tohru conoce más de ídolos aquí en Hortus era cierto, ya que él podría trabajar hasta que alguno de sus ídolos se aburriera & no al revés, como era El Devorador de Ídolos, en otras palabras; él.
. Idolorum, sí. Le he escuchado —amplio una sonrisa de mala gana —. Uno de los centros de entretenimiento más grande de la capital, el segundo lugar en elevar a los ídolos en estrellas en poco tiempo. Ahí donde se hacen las mejores estrellas, donde los contratos son una mierda —finalizo, dándole una calada al cigarrillo —. Trabaje ocasionalmente, con ellos algunas veces, fuera de contrato escrito. Ruka estuvo a punto de postularse a ellos, sin embargo, Deus fue más rápido en hacer un contrato con nosotros —le hablo, como si estuviera contándole las experiencias con aquel niño. Le escucho y amplio una sonrisa —. Soy un demonio, los gustos humanamente no van conmigo; prefiero algo salido de la cotidianidadAlguien que pase completamente mis expectativas quiso agregar, pero marco fue una sonrisa en sus labios con diversión. Suspiro & se tomo de un trago el segundo vaso, los bármanes comenzaban a pensar que ese demonio no tenia fondo, aquel trago colocaba loco a cualquiera con la rapidez de que el ajeno se lo tomaba, dirigió su mano al cigarrillo colocándolo en la punta de sus labios —. Bien, quería pasar estos cuatro meses con el dinero que he ahorrado, pero hasta yo tengo mis limites de vagancia, no soporto ni tres días sin trabajoMasoquista para nada, solo amaba trabajar.
Dirigió una de sus manos hacia la barra, en lo que apartaba la copa que se encontraba en esta. El lugar a pesar de estar lleno de algunas criaturas, los humanos podrían notarse con claridad por su olor, muchos de ellos se movían en la pista al ritmo de la música. Hasta el momento, no había ninguno que le llamara su atención —. ¿En qué empresa estas trabajando ahora? Conociéndote, no estarías en cualquier empresa. Noiz no es un simple ídolo ¿cierto? —le pregunto levantando una ceja con una sonrisa de lado —. De hecho, él es de aquellos ídolos que me gustan con tan solo verlo, ¿Cómo es aquel niño? —dio otra calada al cigarrillo, antes de apagarlo, estaba llegando casi al final.


avatar
Kaede Sumizome
Demonio
Demonio

Mensajes : 26
Fecha de nacimiento : 02/11/1991
Fecha de inscripción : 02/02/2014
Edad : 25
Localización : —Junto a Rintarou-kun~

Volver arriba Ir abajo

Re: Inextinguishable Flames [ Orion ]

Mensaje por Invitado el Dom Feb 09, 2014 10:38 am

Así que en realidad había pensado en descansar. Tohru sonrió ante aquellas palabras y era que estaba seguro, de que si se llegara a quedar sin trabajo, se volvería loco a los pocos días por estar más que acostumbrado al continuo ajetreo que su trabajo le pedía. Aunque la idea de que Natalie le dejara, más que herir al workaholic que llevaba dentro, le hacía sentir un poco molesto. Bah, eso no iba a pasar. Pidió otro vaso de Lyme y continuó escuchando a su compañero de tragos. Lo cierto era que no le importaba hacer contratos con pequeñas o grandes empresas, o no al menos a estas alturas de su vida; ya llevaba un buen tiempo en el negocio y más que andar buscando una cara bonita que hiciera todo lo que él le dijera, había estado buscando a alguien que opusiera cierta resistencia y que tuviera claras ideas de llegar a lo más alto, entonces se había topado con el blondo. —Uh, no, Noiz es un simple ídolo. —El vástago dio una última calada a su cigarrillo antes de aplastar la punta contra el cenicero. —Estoy seguro de que llegará hasta el salón de la fama si se lo propone. —Y no exageraba, después de todo, ya había visto como un pequeño local se había llenado hasta las narices de gente que se movía al ritmo del cantante, como si estuvieran poseídas por el mismo. —Por lo mismo el contrato fue firmado con idolorum, aunque en algún momento pensé en hacer la transferencia a Deus, pero ya ves, al parecer Noiz está cómodo en Hortus y por lo mismo preferí no tener que recorrer medio globo para poder arreglar detalles cada vez que se presentan reuniones con los directivos. —Tohru dio otro sorbo a su trago antes de mirar nuevamente a Kaede, aunque sus carmines se posaron en él por unos segundos antes de que devolviera la vista hacia los cristales de colores de las botellas que tenía justo en una repisa frente a él. ¿Cómo describiría a Noiz?

Parpadeó por un par de segundos antes de que la respuesta manara de entre sus labios de forma completamente independiente a lo que había pensado en decir. —Es impulsivo, egocéntrico, orgulloso, quizá algo infantil... —Tohru ladeó su rostro hacia el lado contrario a Kaede y se encogió de hombros antes de continuar. —No es muy distinto a mí supongo. —Y por eso sus personalidades estaban en continuo choque, incluso cuando las cosas parecían seguir avanzando entre ellos, ninguno de los dos quería cambiar y el vástago estaba satisfecho con eso. No era alguien que quisiera aplastar la voluntad de Natalie bajo la suya, hacer eso sería como lo ocurrido con todos los que pasaron antes por su representación, en cambio, con Noiz había dado justo en el clavo a la hora de pedir un cambio para su vida y para la forma de trabajo que se lleva. —De cualquier forma, ¿Por qué viniste precisamente a Hortus si pensabas descansar? —El azabache volvió la mirada hacia su trago antes de beber otro poco; el vaso cayó con suavidad sobre la mesa. —Podrías haber elegido algún lugar que te tentara menos a buscar nuevo trabajo. —Como alguna isla o un paraje menos céntrico como resultaba ser el de Hortus. Y ahora que lo pensaba, aún le debía unas vacaciones a Natalie, pero con la nueva llegada de Daichi al hogar y la restauración de la voz de Natalie, aquello se le había olvidado por completo.

Finalmente suspiró antes de volver a hablar. —Si yo fuera tú supongo que habría hecho lo mismo. —Y es que la sola idea de estar tranquilo...demasiado tranquilo, le molestaba. Ya había pensado que era alguien algo masoquista, no solo con el trabajo, sino en otros aspectos, pero prefería pensar que era más la "fuerza de la costumbre" la que lo impulsaba a no querer detenerse. Era una suerte que pudieran conversar tan tranquilos en aquél sitio, después de todo, ninguno de los dos eran personas que pudieran ser pasadas por alto a la ligera, aunque sospecho que si alguien intentara interrumpirlos justo en aquél instante, las auras de los hijos de UT terminarían por hacer que cambiara de idea. —Por cierto, ¿No has escuchado nada del desastre ocurrido aquí hace unos meses atrás? Si te vas a quedar aquí, estoy seguro de que en algún momento te vas a topar con el dueño de este sitio y por lo mismo, te aconsejo que tengas cuidado como el mismo. —Alejó el vaso de sí mismo y recordó el rostro del dueño del Nocturna, ese tipo aún le debía una explicación, pero por ahora, al menos prevenir a Kaede era necesario, después de todo, los idols primerizos eran los primeros en caer.
avatar
Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Inextinguishable Flames [ Orion ]

Mensaje por Kaede Sumizome el Dom Feb 09, 2014 2:57 pm

La conversación ahora había llegado al punto de hablar del otro, sin la necesidad de sentirse criticado. Por muchos motivos, la gente a su alrededor solía evitarlos, a los dos cuando se encontraban juntos por distintos motivos: El primero, era el aura que desprendían. En sí, muchos pensaban que ellos eran incluso más atractivos que los ídolos a los cuales manejaban, les opacaban con su sola presencia. Por esa razón, Kaede e incluso sabia que el propio Tohru no buscaban ídolos cualquiera, si no aquellos que con su sola presencia hicieran juego con la imagen de su manager, una pareja perfecta. Como un dúo, de dos cantantes. La segunda, era que su propia presencia opacaba a los demás, con una sonrisa de sus labios podría hacer que cualquiera se alejara de donde se encontraba, que lloraran de temor cuando les vieran, interrumpir una conversación de ambos era como rezarle a UT para que le dejase vivir más tiempo cuando Mortem llega. Estiro su mano, ordenando otro vaso, el cigarrillo seguía al borde del cenicero, en lo que sus labios se movían compartiendo aquellas aventuras de adultos con su compañero de tragos. Inhalo el humo que se desbordaba de la pista, droga, alucinógenos. Ese lugar tenía todo lo que le podría llamar totalmente la atención, sin embargo, para que el vástago bebiera un poco de droga dentro de su cuerpo, iba a ser más imposible que verle carcajearse por una broma infantil. Estiro su mano, juntándola entre sus dedos. Ocupando un poco de su cabello hacia un lado de su oreja, metiéndolo detrás, fue un mal movimiento porque cuando se bajo para tomar el cigarrillo de nuevo, el cabello regreso a donde se encontraba. Idolorum, ¿Así que también tienen a alguien como Tohru en sus manos? amplio una sonrisa divertida. Aunque era cierto de todos los rumores que había escuchado, Knightley era alguien quien le agradaba mucho más que ese hombre, el verdadero jefe de Deus, había coincidido con él en muchas ocasiones que le daba incluso algo de dolor de cabeza cuando se acordaba. Como estar en el infierno, y no era del todo falso, su sola presencia era asquerosa; incluso, prefería estar todo el día obedeciendo las ordenes de UT que obedeciendo las ajenas.
Soltó una carcajada de sus labios, en esos momentos la música queda en silencio antes de que la siguiente canción comenzara a rodar. La mayoría de los hombres del lugar dirigieron la mirada hacia donde se encontraba la barra, la carcajada del mayor resonaba una & otra vez dentro del lugar, como si fuera la melodía aguda de un metal. Su sonrisa marco en sus labios aquellos dientes que le encantaban en lo que escuchaba lo que el ajeno decía, For your Entertainment comenzó a sonar, una sonrisa se dibujo en los labios del ajeno escuchando aquella canción que llegaba directamente a sus oídos. La carcajada guardo lugar a la presencia de solo esas dos bestias bañadas en la oscuridad de muchos años de vida —. Sí, eres igual a Noiz —le sonrío con diversión, sin embargo, detrás de esas palabras quería decirle otra cosa, aquella grandeza que su cuerpo mostraba era simplemente aquella que tanto le divertida de su compañero. Le escucho, dejando que el humo saliese de sus labios, quemando desde la profundidad de su garganta, hasta los podridos pulmones que hacían parte de su cuerpo que seguía funcionando gracias a las almas que habitaban dentro de él —. No puedo descansar en un lugar donde pueda ser encontrado fácilmente —marco su mano en su mejilla, moviendo encima de la mesa varias veces sus dedos —, un lugar pequeño implica que la mayoría de personas conocen quienes entran & quienes salen. ¿Correcto? Ir a un lugar de esos implica tener a una cantidad de aspirantes a ídolos encima de mi… ¿Eso se llama descansar?Aunque en Hortus eso podría ser diferente si la gente se enterase de mi llegada quiso agregar, pero guardo silencio. Levanto la copa cuando llego a sus manos, agradeciéndole al barman. El problema, es que el lugar donde menos le tentara a buscar trabajo era aquella zona, sin embargo, ahí no… se encontraba las edificaciones de DEUS & nunca se acercaría a ellas.
Ya me lo esperaba contesto mentalmente con una sonrisa. La copa que fue dirigida a sus labios dio un trago, sintiendo que lo caliente que se encontraba quemaba totalmente su garganta, amplio una sonrisa mirando a los barman quienes hicieron una pequeña reverencia, aumentando las gotas de trago dentro de este, no iba a hacer que se emborrache, solo prenderse un poco & era lo que necesita. Levanto una ceja con lo que había escuchado el ajeno, girando su rostro hacia todas partes buscando de alguna manera aquello a lo que se refería —. ¿Tener cuidado con alguien? —repitió suavemente —. Para que me lo digas tú, quiere decir que ya te has metido en algún problema interesante, & has despertado el interés en el mismo —tomo otro trago de la copa colocándolo en la mesa —. Sí, tendré cuidado. Después de todo, no me gusta involucrarme con gente que vaya haciendo más grande mi reputación, más de la que la tengo —aquello afirmo dejando que un suspiro saliese de sus labios —. Bien… —tomo otro trago —. ¿Qué sucedió?


avatar
Kaede Sumizome
Demonio
Demonio

Mensajes : 26
Fecha de nacimiento : 02/11/1991
Fecha de inscripción : 02/02/2014
Edad : 25
Localización : —Junto a Rintarou-kun~

Volver arriba Ir abajo

Re: Inextinguishable Flames [ Orion ]

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.